De aves fénix, avestruces y otros vuelos

Volbeat_live_FrederikTrampeEn la música, como en la vida, hay que saber estar arriba y hay que saber estar abajo, y no sé donde hay que ser más elegante pero sí sé que cuando se está abajo se debe mantener la mirada lo más alta posible y cuando se está arriba hay que luchar por mantener la barbilla lo más modestamente baja.

En la música, como en la vida, los héroes caen y los villanos remontan, en un ciclo que periódicamente se repite (para unos más periódicamente que para otros) y que no hace más que cruzar en el camino al uno con el otro, envidiándose mutuamente y reprochando uno el karma al otro, tendiendo el héroe la capa al villano para que este se seque las lágrimas y le de consejos para lo que le espera por allí abajo. Una vez comienza la travesía por el desierto, al héroe si es héroe no le queda otra que apechugar, hablar consigo mismo y decidir si retomar la senda misma que lo ha traído hasta aquí o redescubrir nuevos parajes en los que su pasado no actúe como barro en sus zapatos.

Con tiempo y con ganas, el héroe volverá a la acción, recuperará su fuerza y tendrá el valor suficiente para susurrar a quien lo necesita que vuele alto, sin temores y con curiosidad, y tan alto como pueda, más incluso que él mismo pues el verdadero héroe no es quien ha bajado a los infiernos a redimir una culpa que es suya, sino quien aguantó el dolor que provocó el que hoy se recicla y actuó como ejemplo para los pequeños oídos que mañana escucharán susurros y voces alzadas.

//

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: