Y Cazorla se convirtió en Cazorleans

Durante tres días la pequeña localidad de Cazorla (Jaén, 8.000 habitantes) se ha convertido en el mejor escenario de blues del sur de Europa. Anoche el festival Blues Cazorla echó el telón con una de las mejores actuaciones que se recuerdan: la de George Thorogood & The Destroyers. Más de 15.000 personas, según los organizadores, han disfrutado durante tres jornadas de casi una treintena de conciertos, más de la mitad de ellos gratuitos.

Aspersores, mangeras y difusores de agua. Todo valía este fin de semana en Cazorla para apaciguar los cerca de cuarenta grados a la sombra. Pero ni las altas temperaturas ni la ausencia de brisa mermaron las ganas de música de los más de 15.000 espectadores llegados de todo el mundo al Festival Blues Cazorla.
Durante el día más de una veintena de actuaciones en escenarios callejeros gratuitos. Entre ellas, la de Fito & Fitipaldis, The Mighty Calacas, Walking Stick Man, Carlos Vudú & Jukebox, The Blind Lemons o Lito Blues Band. Y por la noche, en la Plaza de Toros de Cazorla, los directos más esperados. Entre ellos, el de George Thorogood & The Destroyers, sin duda, el mejor de esta edición si hay que buscar ganadores.

GeorgeThorogood
A sus 63 años George Thorogood ofreció un directo impecable y provocó un enjambre de cámaras fotográficas y smartphones para inmortalizar el rujido de su guitarra. Su música, clara, simple y directa y sus riffs tomados del blues de Chicago y del rock´n roll de los cincuenta mantuvo al público en movimiento durante las casi dos horas de actuación. Hasta tres veces tuvo que salir de nuevo al escenario reclamado por los espectadores.

Los Coronas
Justo antes, Los Coronas, ataviados con sus sombreros de cowboys, consiguieron calentar la Plaza de Toros con las más variaopintas versiones instrumentales: desde temas de Los Ramones, pasodobles, un homenaje a Tarantino o una versión surf de la mítica “Tengo el corazón contento” de Marisol. “Esto es el pilate del rock”, gritaban, “hay que moverse y dejarse llevar por la corriente… ¡Sois de garito, lo veo!”
“Vivimos tiempos súper chungos y si no fuera por vosotros esto -la música- se iría a la mierda”, comentaban desde el escenario ante un público entregado.
Pasadas ya las dos de la mañana le llegaba el turno al libanés Otis Grand, otro grande del blues. Sobre el escenario, tres guitarras eléctricas, una batería, un piano, un saxo y una trompeta. “Are you ready for the blues?”, gritaba Grand, mientras en el coso nadie era capaz de mantenerse estático.

OtisGrand
Sobre el escenario Grand demostró todo su poder arropado por una de las bandas más importantes de Europa, la Big Blues Band. “Los bluesman somos como el vino, cuanto más viejos somos, mejor sabemos”, suele decir Grand y los que anoche disfrutaron de su directo lo corroboran.
The Milkyway Express fueron los encargados de poner punto y final a esta edición del Blues Cazorla que será recordada como la cita que logró superar todas las expectativas. Un año más, la brisa cañera del blues meció la tierra que ve nacer al Gualdaquivir. Lástima que el festival no dure todo el verano.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: